Cómo la gestión óptima de la presión con DDD de Grundfos permitió reducir en un 43% el consumo de energía