Galería técnica

Expansión del fluido

Cuando un líquido se calienta se expande, su densidad disminuye a medida que aumenta la temperatura. La temperatura de un líquido en un sistema de calefacción variará significativamente con el tiempo. Normalmente, esto puede ser entre 20-80 ° C, lo que provocará un aumento en el volumen del tanque de expansión de agua caliente de aproximadamente el 3%. Cada sistema de calefacción debe estar diseñado para dar cabida a sus requisitos de expansión específicos.

Existen dos tipos de sistemas de expansión para sistemas de calefacción: Depósitos de expansión abiertos y cerrados.

Expansión abierta

La expansión abierta es un sistema en el que cada caldera se conecta a la atmósfera exterior mediante un conducto de seguridad. El conducto de seguridad nunca debe cerrarse.
El conducto de seguridad puede dirigirse sobre el techo, ya sea a través de un tanque de expansión o directamente.

Expansión cerrada

Un sistema cerrado es un sistema en el que la expansión se absorbe en un tanque de expansión de presión. Normalmente, el tanque de expansión está equipado con un diafragma que separa el líquido del aire en el tanque. El sistema de expansión cerrado también debe equiparse con una válvula de alivio.

Los sistemas de combustible sólido suelen tener una expansión abierta en el lado primario y una expansión cerrada en el lado secundario.

Las bombas Grundfos CR suelen formar parte de sistemas de calefacción y calderas que requieren un tanque de expansión de caldera o un tanque de expansión de agua caliente.